Warning: Use of undefined constant post - assumed 'post' (this will throw an Error in a future version of PHP) in /home/cinelosa/public_html/valpovisual.cl/wp-content/themes/valpovisual/single.php on line 1
Camila Garrido, actriz: “La formación actoral audiovisual en Chile no ha ido a la par con el crecimiento de este lenguaje” | Valpovisual
Miércoles, Mayo 27, 2015
Camila Garrido, actriz: “La formación actoral audiovisual en Chile no ha ido a la par con el crecimiento de este lenguaje”

Conversamos con la protagonista de “Razones para amarla”, tercer largometraje del realizador regional Cristián Quinzacara que se estrena este mes de mayo en Valparaíso y que exhibirá el 29 de mayo en la Cineteca de la PUCV.

Por Daniela Fuentes Posada

“Razones para amarla” (2015) es tu segundo acercamiento con el realizador local Cristián Quinzacara, ya que anteriormente realizaron juntos la web serie “Ecdisis” (2014) ¿Cómo se generó esta alianza?

La alianza se generó desde la primera reunión que tuvimos, fue un buen encuentro. Yo no lo sabía pero cuando nos reunimos y fuimos a tomar un café, hablamos de cine y de lo que implica hacer un trabajo audiovisual en este país… yo estaba en un casting! Pensé que primero sólo nos conoceríamos y que después me pasaría un texto para probar el personaje (cómo suele pasar), pero me sorprendió cuando me dijo “quiero que interpretes uno de los personajes, a Sofía. Estas son las fechas, ¿puedes?”. Priorizó a la persona por sobre la actriz, eso lo encontré genial. Me transmitió confianza y eso es fundamental en la relación Director/Actriz u Actor. La experiencia en la serie fue muy buena y por eso no dudé cuando me presentó el proyecto de “Razones para amarla”.

¿Cómo fue el proceso de preparación de tu personaje? ¿Se trató de un perfil que el director ya tenía claro o lo fueron creando en conjunto?

Cristián sabía exactamente lo que quería lograr conmigo y Pablo (Damián en la película), en base a esa química es que se terminaron de perfilar los protagonistas. Así que a pesar de que en el guión los personajes tenían características bien definidas y puntos a los cuales llegar, el trabajo de construcción o descubrimiento de éstos fue colectivo entre los tres. El proceso empezó algunos meses antes, primero nos juntamos con Cristián a conversar de ella (María José) para entenderla, en sus motivaciones y decisiones, que son en definitiva la esencia de este personaje. Después nos reuníamos los tres, compartíamos nuestras ideas, proponíamos y descubríamos en equipo.

La cinta tiene dos protagonistas y uno es tu personaje, María José. En ese sentido, de una u otra manera, tuviste que ser tú, a través de tu personaje, quien guiara la trama ¿Cómo fue ese proceso?

Trabajar con un personaje protagónico es un desafío, eso no se puede negar. Creo mucho en el trabajo en equipo, en que en cada escena hay una mini historia que contar, que son las que forma la historia global y que esas historias se cuentan en base a relaciones con los demás compañeros de escena. No hay protagónico sin contexto, sin historia formada por otros, así que desde esa perspectiva me parece que todos, cada uno desde su aporte, guiamos la trama. El cine son muchísimas piezas y los actores sólo somos una pieza más. Así que, por un lado, podría pensarse que uno lleva una responsabilidad bien grande en una producción pero la verdad es que cuando hay un equipo bien cohesionado, que fue este caso, el trabajo se hace muy colectivamente. Y bueno, ya después del rodaje todo queda en manos del director y el montajista ¡Ellos si que guían la trama!

A propósito de tu experiencia actoral audiovisual ¿Qué te parece el estado actual de la formación y desarrollo de actores ante cámara en nuestro país, considerando que la industria audiovisual nacional cada vez tiene más producciones y protagonismo? ¿Crees que se trata de un tema pendiente?

Sí, me parece que es un tema pendiente. Al menos cuando yo estudié en la escuela de actuación no tuve la oportunidad de encontrarme con el lenguaje audiovisual dentro de la carrera. Recuerdo que tomé un ramo optativo donde pude tener un primer acercamiento y ahí comprobé que los lenguajes eran diferentes. Lo que me enseñaron no tenía una relación directa con lo que se necesita para la cámara. Ahora no sé si las cosas han cambiado. Sé que en algunas escuelas hay ramos dentro de las mallas enfocados en la actuación audiovisual y me parece estupendo, porque es un acercamiento a otro tipo de realismo, que a estas alturas, me parece básico de entender y manejar por un actor. No por nada aparecen cada vez con mayor fuerza talleres y cursos que se enfocan en enseñar y perfeccionar a actores específicamente en el lenguaje audiovisual. Hace bastantes años que el medio laboral para los actores chilenos incluye el trabajo ante cámara tanto en cine, televisión y publicidad. Pero la formación no ha ido a la par con el crecimiento de este lenguaje. La profesionalización de un actor implica que conozca y maneje sus herramientas expresivas en diferentes lenguajes de interpretación dramática.

Recientemente formaste parte del Seminario de Actuación ante Cámara dictado por el director y guionista argentino Walter Rippel ¿Qué rescatas de ese proceso?

Fue un excelente curso, con un maestro y un grupo de actores geniales. El proceso fue muy bondadoso, porque cada uno aportaba con todo lo que tenía desde la actuación, escritura, dirección, comentarios, etc. El trabajo de laboratorio, que fue lo que hicimos mayoritariamente en el curso, tiene la ventaja de que todo es enriquecedor. Si te equivocas y te muestras realmente como eres: un ser humano que no llega a la primera a una escena, que tiene dudas mientras interpreta o que no le gusta como lo está haciendo, que en definitiva necesita de un guía. Cuando te dejas guiar y la escena cambia frente a los ojos de tus compañeros ayudas a entender de qué se trata el arte dramático, que es puro trabajo.

¿Cuál es tu opinión de los directores contemporáneos?

Hay un montón de denuncia y eso me encanta. A diario salen a flote temas que son necesarios de ser expuestos, discutidos y tomados en cuenta por la sociedad. El cine tiene la ventaja de poder tomarlos y ponerlos en un lugar privilegiado para ser vistos por una mayoría. El cine expone y no se permite pasar desapercibido. Así como el teatro, el cine y el arte en general, buscan ser un espejo necesario para poder pensarnos diferente, para reflexionarnos, colectiva e individualmente, sobre la sociedad que estamos formando. Un director con el que llevo años trabajando en teatro dijo “Una herramienta es inútil sin alguien que la quiera usar. Esa herramienta, por ejemplo un martillo, puede ser usado para hacer daño, destruir o para crear algo nuevo y útil, esa decisión es de cada uno” Pienso que los directores contemporáneos están usando bien la potente herramienta que es el cine.

Esta película, al igual que “Ecdisis”, fue desarrollada completamente de manera independiente y autogestionada, sin apoyo de fondos ¿Cuál es tu opinión de la actual dependencia del cine a los fondos públicos?

El cine, el arte en general, es posible en base a su materialidad y ésta tiene un costo. El no tener recursos para poder realizarlo hace que un escenario que ya es difícil lo sea aún más. Hay fondos y recursos, hay métodos para postular y llegar a ellos pero es una lucha constante. Requiere mucho esfuerzo por parte de los creadores que buscan vivir de lo que hacen y además pagarle a un equipo que también busca lo mismo. Los fondos públicos claramente no alcanzan para abarcar la cantidad sinnúmero de proyectos que se quieren realizar y acceder a privados o extranjeros es algo que no todos pueden/saben hacer.

Naciste en Santiago pero eres porteña por opción ¿Cuál es tu visión del escenario audiovisual que se está desarrollando en la región?

Sinceramente aún me falta por conocer para hablar con propiedad del trabajo que se está desarrollando en la región. Supongo que no se debe alejar del escenario general del país donde hay mucho que se quiere hacer pero mínimos recursos para hacerlo.

La cinta se estrenó el pasado martes 19 en el CENTEX y tiene programadas diferentes muestras ¿Por qué deberíamos ir a ver “Razones para amarla”?

Es un trabajo que invita a reflexionar sobre las decisiones que tomamos, sobre equivocarse y aprender. En la vida tenemos que tomar decisiones y a veces lo que escogemos parece ilógico al resto porque ponemos a otro antes que a uno. ¿Por qué hacemos eso? ¿Qué hay detrás de los errores repetidos en la vida?

En “Razones para amarla” no encontrarán una típica historia de amor, de amistad y familia. Si no una historia que le puede pasar a cualquiera y que le ha pasado a muchos, sólo que pocas veces lo reconocemos.

11295693_10153413236199758_6290340494733620961_nLa próxima exhibición de la cinta se exhibirá este viernes 29 de mayo a las 18:30 horas en la Cineteca de la PUCV (Avenida Brasil 2830, Valparaíso”). La entrada es liberada. Más info en el FanPage de “Razones para Amarla”.